Cómo mejorar a la vez rendimiento y bienestar en el trabajo

Cómo mejorar a la vez rendimiento y bienestar en el trabajo

Trabajar en un entorno agradable mejora la productividad. Averigua cómo hacer de tu oficina un lugar más saludable.

Pasamos muchas horas al día trabajando, ya sea en una oficina o desde casa. Cada persona dedicará una media de 3.507 días completos al trabajo a lo largo de su vida. Una gran inversión de tiempo que pone de manifiesto la importancia del bienestar laboral, uno de los aspectos que más inciden en nuestra felicidad.

Un ambiente de trabajo adecuado es esencial para poder desempeñar nuestras funciones de la mejor manera posible. Según un estudio de la Universidad Politécnica de Madrid (UPM), la presencia de luz natural y vegetación ayuda a mejorar el rendimiento y el bienestar en el trabajo. Los investigadores han desarrollado una metodología que permite cuantificar la influencia de algunas variables en el rendimiento y la satisfacción en el espacio laboral.

Más creatividad y menos sueño

Según los resultados del estudio, la vegetación y la luz natural desempeñan un papel importante en la salud y la función cognitiva de las personas, mejorando los resultados en tareas creativas y reduciendo la sensación de cansancio y de carga de trabajo.

Una mejora en la productividad que vino acompañada de una sensación de confort y satisfacción con el ambiente térmico. Además, la presencia de vegetación y de luz natural en el entorno laboral redujo la sensación de sueño, tanto por la mañana como por la tarde.

Cómo lograr mayor bienestar laboral

Además de trabajar en un lugar agradable y cómodo, otros factores ayudan a mejorar el rendimiento y el bienestar laboral (directamente relacionado con el personal).

1. Poner orden. Mantén un espacio laboral limpio, sin papeles a la vista ni desorden. De esta manera, crearás un ambiente adecuado y conseguirás un trabajo más efectivo.

2. Comunicación fluida. Ser escuchado y valorado genera empatía en el trabajador, hace que este se sienta satisfecho y, a su vez, se implique más en el proyecto empresarial.

3. Involucrarse activamente. Quienes se implican en sus tareas, están más felices que quienes no lo hacen. Además, la falta de compromiso puede estar asociado al desarrollo de estrés y depresión.

4. Flexibilidad laboral. La flexibilidad horaria (o teletrabajo) para conciliar la vida laboral y personal puede mejorar en algunos casos la calidad de vida y el rendimiento del empleado.

5. Incentivos salariales. Ofrecer recompensas económicas por el esfuerzo y la dedicación ayuda a fidelizar, motivar y fomentar la productividad de la persona en la empresa.

6. Formación continua. Brindar cursos de nuevas competencias para afrontar los cambios en el entorno laboral potencia las habilidades de la persona, que se siente más valorada.

7. Beneficios sociales. El seguro médico, los tickets restaurante, los cheques para guardería y gimnasio o las ayudas al transporte son bonificaciones muy valoradas entre los empleados.

8. Comer y dormir bien. Sigue una alimentación equilibrada para sobrellevar la jornada y duerme entre 7 y 9 horas para estar concentrado y rendir más en el trabajo.

9. Ejercitarse. Pasamos más horas sentados que durmiendo. Esto puede causar rigidez, dolor de espalda y problemas musculares. Haz deporte y tu bienestar físico y emocional mejorará.

Como ves, sentirse mejor en el trabajo es una cuestión que interesa tanto a la empresa como al trabajador. Un entorno agradable y el equilibrio entre la vida personal y la laboral desempeñan un papel clave a la hora de sentirnos satisfechos en nuestro puesto y rendir más.

Cuanto más sanos y felices nos sintamos, mayor será nuestra productividad.

En Nueva Mutua Sanitaria contamos con los mejores psicólogos y psiquiatras, que pueden ayudarte a gestionar tus emociones.

Fuentes:

    • Energy and Buildings Journal
    • Organización Mundial de la Salud
    • Organización Mundial del Trabajo
0 0 votes
Article Rating
guest
Aceptación de términos legales
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments