vacuna cocid-19

Vacunas COVID-19, cada vez más cerca

Normalmente son necesarios años de investigación para conseguir una vacuna que permita prevenir una enfermedad infecciosa en una población. Sin embargo, el reto sanitario que ha supuesto la pandemia del COVID-19 ha puesto a prueba el grado actual de desarrollo biotecnológico y ha acelerado todos los plazos.

La extraordinaria inversión de recursos y la implicación de muchos grupos de investigación científica están permitiendo el desarrollo de una vacuna segura y eficaz contra el coronavirus en tiempo récord.

Vacunas COVID-19 actualmente en investigación

En la actualidad, grupos de investigación e instituciones científicas de todo el mundo están realizando ensayos clínicos en humanos con 55 vacunas diferentes, algunas con el apoyo o el protagonismo de grandes empresas farmacéuticas.

Por el momento sólo una decena de vacunas han llegado a la etapa final previa a su comercialización, lo que se denomina fase III del ensayo clínico, en la que se evalúa la eficacia y seguridad de la vacuna candidata con un número considerable de participantes.

La sistemática de los ensayos clínicos de fase III contempla dos grupos experimentales: a una parte de los participantes se les suministra la vacuna a testar y a otra parte un placebo inocuo. Tras el seguimiento de los pacientes, se comparan los resultados de contagios en los dos grupos y las características de la infección, y se extraen conclusiones sobre la efectividad y seguridad de la vacuna.

Por otro lado, en una fase menos avanzada se encuentran cerca de 90 proyectos de vacunas que están siendo investigadas con animales de laboratorio.

Tecnología de las vacunas COVID-19

Las vacunas que están en desarrollo responden a técnicas diferentes, principalmente ARN mensajero, vectores adenovirales y virus inactivados. Todas estas técnicas han mostrado respuestas con anticuerpos neutralizantes que han permitido que pasen a las últimas etapas de su investigación.

Por otro lado, la mayoría de las vacunas candidatas se centran en la proteína S (de la espícula o gancho) de la que se sirve el coronavirus para acceder a las células e infectarlas.

Eficacia de las vacunas más avanzadas

Recientemente se han dado a conocer datos preliminares de efectividad de diferentes vacunas candidatas por parte de las farmacéuticas Pfizer, Moderna y AstraZeneca, así como de las autoridades sanitarias de Rusia.

Sin embargo, todavía quedan muchas cuestiones por aclarar y los datos facilitados han provocado ciertas dudas. Todavía no se sabe si las diferentes vacunas protegerán por igual a toda la población (personas mayores y grupos de riesgo incluidos), por cuánto tiempo y qué tipo de protección ofrecerán. Finalmente, se desconoce cuándo se podrá acceder definitivamente a la vacuna.

En cualquier caso, se trata de anuncios que nos acercan más la vacuna contra el COVID-19 y abren una ventana esperanzadora.

Pfizer-BioNtech

Los datos preliminares sobre la eficacia de la vacuna de la farmacéutica Pfizer desarrollada junto con la empresa biotecnológica BioNtech se dieron a conocer recientemente a través de una nota de prensa.

Eficacia del 90%

Los resultados intermedios del ensayo de fase III muestran una eficacia del 90% para prevenir la enfermedad entre los participantes del estudio.

Estos resultados se basan en 94 personas que fueron afectadas por COVID-19 sobre un total de más de 43.500 participantes voluntarios. De los 94 casos detectados, 86 pertenecían al grupo placebo y 8 al grupo que recibió dos inyecciones de la vacuna candidata con un intervalo de tres semanas.

Mecanismo de acción

La vacuna BNT162b2 está basada en la tecnología de ARN mensajero. Consiste en introducir ARNm con las instrucciones necesarias para que el cuerpo humano produzca la proteína S del SARS-CoV-2, lo que estimula la activación de la inmunidad contra el coronavirus.

Conservación y producción

Uno de los principales inconvenientes de la vacuna es que precisa temperaturas cercanas a los -80 °C para su conservación.

La farmacéutica ha anunciado una producción a nivel mundial de 50 millones de dosis de vacunas en 2020 y hasta 1.300 millones de dosis en 2021.

Moderna-NIAID

Los resultados de la vacuna desarrollada por la farmacéutica estadounidense Moderna junto con el Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas de Estados Unidos (NIAID) fueron supervisados por un comité independiente antes de hacerse públicos por el Instituto Nacional de Salud de EEUU.

El laboratorio ya ha solicitado la autorización para comercializar esta vacuna en Estados Unidos y Europa.

Eficacia del 94,5%

Los resultados preliminares del ensayo clínico de fase III, mostraron una eficacia del 94,5%: de los 30.000 voluntarios participantes se identificaron 95 contagios (90 en el grupo placebo y 5 en el grupo de la vacuna).

Además, se identificaron 11 casos graves de COVID-19, todos ellos pertenecientes al grupo que no había recibido la vacuna (placebo).

Mecanismo de acción

El modelo de vacuna mRNA-1273 también está basado en tecnología de ARN mensajero.

Conservación

La vacuna requiere de una temperatura de -20 °C para su conservación.

AstraZeneca-Oxford

Los datos preliminares sobre la vacuna que desarrollan la farmacéutica AstraZeneca junto con la Universidad de Oxford están disponibles en la web de la Universidad de Oxford.

Eficacia entre el 62 y el 90%

La eficacia reflejada en el ensayo de fase III con 24.000 participantes alcanzó el 90% aunque este porcentaje se vio modificado dependiendo de las dosis utilizadas.

Los resultados ofrecidos corresponden al análisis de datos cuando el número de contagios de la COVID-19 llegó a 131. Con dosis completas de la vacuna la eficacia llegó al 62%, mientras que con media dosis inicial, la eficacia aumentaba hasta el 90%. En este último caso, la prueba se llevó a cabo en un subgrupo de 3.000 participantes en el que no se incluyeron pacientes mayores de 55 años, muestra que plantea algunas dudas desde el punto de vista metodológico.

Mecanismo de acción

La vacuna ChAdOx1 nCoV-2019 utiliza un adenovirus atenuado responsable del resfriado común en chimpancés. Este se ha modificado para incluir el gen de la glicoproteína de la espícula del coronavirus.

Se trata de un tipo de vacunas que se vienen utilizando desde hace décadas, por lo que se conoce su alto grado de estabilidad y facilidad de producción.

Conservación y producción

No se necesita congelación para su conservación (basta la temperatura de una nevera convencional, de 2 a 8 °C).

AstraZeneca ya está produciendo la vacuna con el objetivo de llegar a los 3.000 millones de dosis.

Sputnik V

Los datos sobre la vacuna Sputnik V fueron presentados por el Centro Nacional de Epidemiología y Microbiología Gamaleya de la Federación Rusa, que ofreció el análisis provisional del ensayo clínico de fase III.

Eficacia del 95%

Los datos preliminares muestran una eficacia de la vacuna superior al 95%, a partir de los datos de 18.794 participantes. En ese momento se habían confirmado 39 casos de COVID-19.

Mecanismo de acción

La vacuna rusa utiliza dos vectores adenovirales humanos diferentes (uno en cada una de las dos dosis) lo que podría permitir una respuesta inmune más robusta.

Conservación y producción

Se puede conservar a temperaturas de nevera convencional, de 2 a 8 °C.

La producción se ha fijado en mil millones de dosis a partir del inicio de 2021.

Aún hay muchas incógnitas sobre la disponibilidad, efectividad y fiabilidad de las vacunas, pero todo indica que aún pasarán algunos meses hasta que se generalice para toda la población.

Si quieres viajar seguro esta Navidad, puedes solicitar un test diagnóstico de COVID-19 en la dirección de correo info@tecnosaludybienestar.com y en los próximos días Nueva Mutua Sanitaria pondrá a tu disposición una app de prediagnóstico rápido.

Bibliografía

 

0 0 vote
Article Rating
guest
Aceptación de términos legales
0 Comentarios
Inline Feedbacks
View all comments